Cuatro Razones Por Las Que Cualquier Acción Es Mejor Que Ninguna

Es bien conocido que la gente ocupada alcanza más cosas. Su secreto es simple: Nunca se detienen!

Claro, mantenerte quieto puede ser positivo si es parte de un proceso de renovación, de reflexión, y de mantener la atención bien enfocada (o compartir meriendas con la familia!). Pero mantenerte quieto puede ser negativo si ello implica procastinación, indecisión y pasividad.

Las empresas que se hoy se dirigen cuesta abajo tienen culturas pasivas. Las decisiones no tomadas se apilan una sobre la otra. Las oportunidades se pierden. Nadie quiere arriesgarse a cometer errores. Se hace más fácil ser espectador que ser parte del juego. Uno de mis ejemplos favoritos envuelve ciertos Bancos estancados en los que sus empleados prefieren enviar a clientes con dificultades complicadas al Banco de la competencia que se encuentra cruzando la calle, en lugar de tratar de hacer algo por ellos.

En contraste, en empresas con altos niveles de innovación, la gente tiene iniciativa. Ellos inician nuevas cosas. No esperan a que les digan. Realizan los trabajos rutinarios de manera eficiente de forma que puedan disponer de tiempo para involucrarse en cosas nuevas. Estas son algunas de las razones:

Las pequeñas victorias importan. Las pequeñas victorias pavimentan el camino para las grandes victorias… La confianza – ese esperar obtener un resultado que motiva a esforzarse más – se construye una victoria a la vez.

Los logros vienen por piezas. Un viaje de mil kilómetros es un viaje de enormes proporciones. El primer paso con que inicias el viaje es manejable. Cada paso que das a partir de entonces te acerca más a la meta. Las personas ocupadas en ambientes de alta productividad suelen ser las que toman una acción extra, hacen una llamada telefónica más, arreglan un asunto más antes de dar la jornada por completa. Para mañana, nuevas exigencias empezarán a apilarse. Trucos mentales, como dividir tareas grandes en numerosas tareas más pequeñas, harán posible identificar acciones inmediatas para  remover grandes obstáculos del camino.

La perfección es inalcanzable, de todas maneras. Olvida la perfección. Solo hazlo. ¿Qué pasa si te equivocaste? Siempre podrás tratar de nuevo. En un mundo incierto de cambios rápidos, las estrategias de negocios deben incluir un espacio para la improvisación. Persigue eslóganes como: “Lo mejor es enemigo de lo bueno” (no esperes por las condiciones perfectas). “Quien nada arriesga, nada gana” (Obtener la recompensa conlleva unos pocos riesgos).

Las acciones producen energía y “momentum“. Simplemente se siente mejor hacer algo que sentarse por ahí a mirarse el ombligo  y volverse perezoso. Es cierto que el exceso de trabajo puede producir estrés, sin embargo, muchos estudios muestran que el factor más importante para producir el estrés laboral es el descontrol. Identificar acciones positivas es una manera de tomar el control. Mantenerse activo, en movimiento, no drena energía, por el contrario: provee energía. Para la gente que trata de resolver el epidemia nacional de obesidad (en Estados Unidos), o simplemente perder unas pocas libras, ejercitarse es más divertido que hacer dieta.

Estos principios representa más que consejos gerenciales. Ellos reflejan una filosofía de “puedo hacerlo” que es esencial para cualquier empresario, para cualquier emprendedor. La única manera de activar nuestro potencial es apoyando con acciones, con hechos.

Algunas veces es más difíciles que otras. Culturas organizacionales, jefes autocráticos, compañeros no cooperadores, largas rachas perdedoras, la incertidumbre de una industria cambiante, y eventos mundiales tales como desastres naturales y revoluciones pueden detener a las personas en sus caminos. Pero los que emergen triunfantes, y logran alcanzar más a pesar de todo, son las personas que deciden tomar acciones antes que sentarse a esperar”

Traducido de “Four Reasons Any Action Is Better than None”, por De Rosabeth Moss Kanter, en Harvard Business Review

Rosabeth Moss Kanter

Es profesora en Harvard Business School y la autora de “Confidence” y “SuperCorp“. Síguela en Facebook o en Twitter.com/RosabethKanter.

Four Reasons Any Action Is Better than None

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s